¿Está desplazando Facebook a Twitter en contextos educativos?

103 Flares Twitter 53 Facebook 38 Google+ 11 LinkedIn 1 Email -- 103 Flares ×

Estos últimos tiempos se está observando, por parte de muchos docentes que usamos habitualmente Twitter como parte importante de nuestra red de aprendizaje, la disminución de tuits y debates relacionados con cuestiones educativas. Algo que, por lo que se ve, está siendo sustituido (en caso que las personas que se hallan detrás de los perfiles) cada vez más por cuestiones más relacionadas con la política o con cuestiones sociales. Algo que anteriormente sólo formaba parte de algunos tuits se ha convertido en un goteo diario en muchos timelines. Política y deportes sustituyendo las apreciaciones educativas o los debates que, hasta hace relativamente poco, pululaban por nuestro gestor de Twitter favorito.

No es sólo sensación personal ya que, algunos otros docentes, están dándose cuenta que algo está cambiando en Twitter. Anibal de la Torre (@anibaldelatorre), uno de los pioneros en esto de Twitter para uso educativo (que ya estaba allí cuando muchos empezamos a hacer nuestros primeros pinitos con la plataforma) lo comenta en uno de sus últimos tuits.

tuit_anibaldelatorre_fbvstwUn tuit donde se expone la emigración de muchos docentes a otro tipo de plataformas para compartir contenidos e, incluso permite observarse que hay algunos perfiles de personas antaño muy activas en la red de los 140 caracteres que ha migrado por completo, dejando el perfil de Twitter simplemente programado para publicar tuits automatizados (de paper.li, scoop.it o similares), a otras redes sociales.

Debo reconocer, aunque me pese y después de reconocer en varias ocasiones que Facebook es un lugar demasiado inhóspito para mí, que se trata de una de las plataformas más extendidas entre los docentes (entre los que había/hay en Twitter y entre los que nunca entraron en el microblogging convertido en red social). En todos los centros educativos es raro que haya docentes sin Facebook; en cambio, es extraño encontrar a más de uno con cuenta en Twitter. Quizás no se ha sabido publicitar bien las virtudes. Quizás el ágora de aprendizaje deba trasladarse donde están los expertos en esto de la educación, que siempre son y serán los docentes de aula.

Creo que algo está cambiando en Twitter. Creo que su uso, a pesar de seguir aumentando imparablemente (ver datos estadísticos de cualquier informe donde se menciona lo anterior) está perdiendo esos aires que a algunos nos gustaban tanto. Ese lugar fantástico donde echar algunas horas de nuestro tiempo no nos da lo mismo que nos daba antaño. Ese lugar se está convirtiendo en algo demasiado ortodoxo para aquellos que buscamos algo de heterodoxia educativa. Quizás sólo se deba dejar tiempo para que todo vuelva a la normalidad. Quizás sea sólo ese período de impasse por el que todas las herramientas y servicios deben pasar para alcanzar un nuevo grado de maduración. Quién sabe.

Para contextos educativos siempre existirá la plataforma que considero ideal: Google +. Una plataforma que, mediante sus Comunidades, da un juego increíble. Una plataforma de grandes bondades y de uso muy minoritario. Una plataforma que algún día pasará de embrión a larva. Aún está en ese estado de expansión por mucho que algunos estemos usándola en nuestros contextos educativos más formales. Quizás sea en un futuro la gran alternativa a las dos redes que se comen el mercado (Twitter y Facebook). Pero, esto ya es otro tema.

¿Qué opináis? ¿Creéis realmente que Facebook está desplazando a Twitter como red social en contextos educativos?

Comments

  1. says

    ¡Hola! Creo que el medio no es el mensaje. No uso nunca mi cuenta de Facebook, pero de usarla, me expresaría como lo hago en Twitter. Si queremos educar en el buen uso de las redes sociales, es necesario predicar con el ejemplo. Las redes sociales no son nichos laborales y para mí es vital que se usen en las múltiples facetas que describen a una persona. Yo me expreso en términos educativos, culturales, sociales, políticos, tecnológicos… Desde el respeto, por supuesto.

    A veces me pasa lo contrario a lo que describes. Cuando alguien solo escribe sobre su trabajo y deja de lado otros aspectos del día a día me causa desazón porque no deberíamos ser de piedra, indolentes en algunos casos. En mi opinión, es una situación respetable pero artificial.

    Creo que tener dos perfiles digitales, uno personal y otro profesional, se aleja de mi concepto de redes sociales y carece de sentido. Detrás de un perfil digital está el personal, lo único que cambia es el medio.

    Saludos

Deja un comentario