La cultura educativa de la obsolescencia

107 Flares Twitter 50 Facebook 47 Google+ 8 LinkedIn 2 Email -- 107 Flares ×

obsolescenciaeducativaHablar de sistema educativo que no funciona es hablar de obsolescencia. Los países con mayores cambios en el sistema (obsolescencia más rápida) son los de peores resultados educativos. Cambios continuos impiden gestar una estrategia de futuro. El aprendizaje a largo plazo se ve torpedeado por parte de la Administración y las empresas que necesitan mantener sus ritmos de venta. Unos ritmos alejados de las necesidades reales de las aulas. Unos ritmos, cuyo beneficio sólo experimentan esas grandes multinacionales de la Educación.

Estamos inmersos en la cultura educativa de la obsolescencia. Una cultura que obliga a cambiar los libros de texto cada pocos años. Una cultura que se rige por decisiones sobre dispositivos de última generación que vienen a sustituir algunos elementos tecnológicos a los que no se les ha exprimido todo su potencial. Una cultura basada en articulados legislativos que, más allá de obtener una mejora real, marcan las estrategias del capitalismo más caníbal enfocado al sector educativo. Un desconcierto absoluto entre los docentes, alumnos y padres al ver que las decisiones, cada vez en períodos más cortos de tiempo, obligan a reformular todas sus estrategias de enseñanza, aprendizaje y acompañamiento.

No puedo llegar a entender la espiral alocada de cambios. Ni las teorías pedagógicas que se suceden en estos últimos tiempos. Ni las competencias básicas. Ni las competencias transversales. Ni el currículum cambiante. Ni las tabletas en las aulas. Ni el paso de clases magistrales a clases comprensivas. Ni materiales de nula calidad que vienen a sustituir a materiales que también dejaban mucho que desear. No lo entiendo. Ni quiero ni puedo llegar a comprender tamaño despropósito.

Hay mucho vividor que vive de estos cambios continuos. Mucha empresa que mantiene sus finanzas por encima de esos números rojos entre los que gran parte de la sociedad se debate. Mucho asesor que marca estrategias de cambio sin haber dado tiempo a que las anteriores hayan podido ser evaluadas. Hay mucho estratega que vive gracias a ese cambio tan habitual que la realidad hace innecesario.

¿Es realmente necesario potenciar la obsolescencia en el ámbito educativo? ¿Es necesario formular teorías “innovadoras” para que, al cabo de poco tiempo, se formulen otras más “innovadoras” que las anteriores? ¿Es conveniente establecer francotiradores en un sistema que nunca dejan pasar de su juventud antes evaluar sus resultados?

No compro lo anterior. No compro obsolescencia educativa. No compro pedagogías innovadoras. No compro competencias provenientes de incompetentes. Compro estabilidad. Compro poco cambio y dejar hacer. Compro estrategias a largo plazo. Como decía un Ministro en una de sus hilarantes afirmaciones…compro yogures que no caduquen.

4 Comments

  1. He visto reflejado en tu escrito un sentimiento, una realidad vivida de una manera intensa durante todos estos años.
    Aquellos que en educación mantienen un Bloc donde únicamente aportan listas de enlaces -eso sí, muy detallados, ordenados y gestionados- lo tienen fácil para el cambio: editar y redireccionalizar los links, los que trabajamos y creamos materiales y aplicaciones lo tenemos mucho más complicado. Cada día resulta más difícil programar y crear… A los ya existentes sistemas operativos se han sumados otros, que junto a la diversidad de soportes y configuración han creado una Torre de Babel tecnológica insuperable.
    Si trabajas con #Html5 no podrán cargar tu página unos, si no lo haces, entonces no la visualizaran otros. ¡De locos!
    Ya veréis como los gestores de la formación del profesorado, que anteriormente nos habían bombardeado con las aplicaciones pensadas en el Programa Libre, después en la PDI, ahora -sin miedo al cambio, y tirándose al vacío- nos obsequiarán con cursos llenos de propuestas tecnológicas cargadas de #Apps (mejor de la casa de la manzana, que son más caras) para tabletas. Se viene encima un tsunami tecnológico que acabar con los modelos educativos constructivistas, abiertos y participativos.

    Reply
  2. Coincido en algunas cuestiones que mencionas, No es el dispositivo es la didáctica lo que hay que modificar y plantearse varias cuestiones ¿que vale la pensa enseñar y aprender hoy? ¿Cual es el sujeto que queremos formar? ¿Qué tipo de sujeto necesita hoy la sociedad y el mundo del trabajo? Saludos

    Reply
  3. el capitalismo a encontrado la forma mas sutil de ganar dinero sin arriesgar nada, fabricar tecnologia es mas rentable que sembrar- claro que tambien las hay para el campo, pero no todos lo tienen- y nos preguntamos que enseñar? para que ? y otras yerbas mas , alguna vez supimos que hacer?

    Reply

Trackbacks/Pingbacks

  1. Entrevista a Jordi Martí (xarxatic.com) | Noticias de uso didáctico - [...] en la sociedad, en general, como en el ámbito educativo, en particular. En su artículo “La cultura educativa de …

Deja un comentario

107 Flares Twitter 50 Facebook 47 Google+ 8 LinkedIn 2 Email -- 107 Flares ×