Las TIC como refuerzo de metodologías obsoletas

Sorprende observar que, unas herramientas diseñadas para cambiar modelos educativos, han tenido precisamente el efecto contrario. Herramientas tecnológicas para afianzar metodologías obsoletas. Entornos de aprendizaje, cada vez más dirigidos, como sustitutivo del libro de texto tradicional que se convierten en una simple sustitución de herramientas. Modelos planteados por las diferentes editoriales como contenidos encapsulados accesibles en red. Deberes, ahora llamados tareas, gestionados de la misma forma que los de antaño. Eso sí, curiosamente, con un incremento en su petición. Las TIC han traído, aunque pueda parecer irónico, la irrupción de multitud de mal llamadas actividades cuyo único fin es la repetición que tan poco productiva era en el modelo tradicional. Un modelo tradicional que, apuntalado por las TIC, ha perdido lo bueno que tenía hasta amplificar las prácticas más desastrosas del mismo.

Proyecciones de powerpoints cargados de texto, selección de largos vídeos que aburren al más pintado, textos en el procesador de textos de turno para cargar con lo mismo a unos alumnos que viven en una sociedad diferente. Mantenimiento de la comodidad de muchos para no hacer el esfuerzo de modificar las prácticas. Dependencia extrema de la herramienta (sustituida ahora por pantallas de diferentes tamaños adosadas a discos duros sin raciocinio) para que la improvisación e innovación se oculten en lo más profundo de algún cajón más o menos virtual.

¿Cuántos docentes hacen algo nuevo con las TIC? Cambiemos la pregunta… ¿cuántos docentes usan las TIC con asiduidad para introducir prácticas, alejadas de metodologías anteriores a la irrupción de los aparatos, en las aulas? ¿Cuántos, más allá de la facilidad que les supone tener entretenidos a los chavales de los nuevos medios, se atreven a ir un paso más allá? ¿En cuántas aulas ha aumentado la exigencia mediante un cambio de modelo?

Las TIC no son la panacea. Son una herramienta que, mal usada, potencia lo peor de los modelos de enseñanza y aprendizaje. Herramienta que, curiosamente, perjudica en gran medida las posibilidades de atender a la diversidad. Herramienta que, gestionada pésimamente en la mayoría de casos, está llevando hacia un camino de falsa modernidad cuyo final se vislumbra cada vez más borroso.

En pocos días empieza el nuevo curso. En algunos centros se van a implantar nuevas maquinitas. Maquinitas que van a seguir siendo usadas, más allá de los defensores a ultranza de las mismas cuya realidad global es paralela a la observable en el quehacer diario, para reproducir los mismos modelos que antaño. Modelos que no cambian. Modelos industrializados potenciados bajo el pretexto de las nuevas tecnologías.

El refuerzo de metodologías estériles es un error. Un error quizás tanto o más grave que los experimentos, de nula planificación previa que se están planteando en muchas aulas. Para hacer lo mismo que antes, las TIC no sirven. Usar las TIC por el hecho de tener las herramientas es un error. Un error que demasiados docentes van a cometer cuyos resultados van a pagar los alumnos (y, de rebote, toda la sociedad). Sumarse al carro de la innovación, sin tener claro el esfuerzo que supone, es contraproducente. Más allá de lo anterior, queda la conciencia y responsabilidad de cada uno.

Comments

  1. says

    Los cuadernos, aquellos cuyas hojas estaban cosidas y no se podían separar, están desapareciendo de las escuelas; y esto se interpreta como una señal de modernidad. Tampoco es frecuente tomar apuntes o copiar un texto o un dibujo de la pizarra, ni escribir en una hoja en blanco. Todo ello está siendo reemplazado por fichas, fotocopiadas o impresas, en las que están pautados los lugares que es preciso completar. Incluso las fichas tienden a sustituirse por formularios electrónicos y actividades interactivas (donde la interactividad consiste en arrastrar objetos con un ratón o hacer clic sobre una flecha para pasar una página) que se completan o se ejecutan en una pantalla, sin que el resultado del trabajo sea tan plástico y tan cercano como lo pueden ser una cuartilla escrita o un mural.

    Posiblemente escribir o dibujar sobre un folio en blanco, sin pautas ni planillas, sobre un tema abierto, sin demasiadas restricciones, pero atendiendo a la estética además de al contenido, tenga más impacto educativo que marcar casillas, resolver operaciones o completar mapas y frases diseñados por otros. De lo que no cabe duda es de que es mucho más personal y requiere más de eso tan ambiguo que llamamos creatividad. Sin embargo, en nuestro afán de renovar las prácticas docentes, para conseguir que la escuela sea más funcional y productiva, esto no se está teniendo en cuenta. Estamos olvidando que el proceso, la forma de llegar, es la esencia y la verdadera aportación del hecho educativo.

    http://www.otraspoliticas.com/educacion/las-artes-del-pincel

  2. Miguel says

    Creo que el gran problema de la introduccíon de las TIC en la enseñanza es la falta de modelos.
    Vende mucho y bien por parte de las administraciones sacar un nuevo nombrecito (cada Comunidad tiene el suyo dentro de la Escuela 2.0) y soltar a diestro y siniestro netbooks, pizarra digitales, cañones, armarios de carga y un sinfín de despropósitos… pero no sin antes haber realizado un estudio “A FONDO” con centros “pilotos” y comparar los resultados académicos de los mismo en contraposición al resto de centros. Y obviamente para nada estoy en contra de la introducción de las TICs en la educación, todo lo contrario, soy un defensor a ultranza, pero creo que las cosas se deben hacer con orden, con sentido y sin prisas.
    De qué vale soltar todo ese material si al profesorado no se le dota de unos modelos pedagógico-metodológicos en los que poder beber para aplicar todo esos recursos.
    No hay más que ver los cursos que se ofrecen a lo largo y ancho por parte de todas las Comunidades educativas:
    Crear con Exe, administración de Drupal, administración de Moodle, edición de video, manejo de GImp, introducción a Linux…..
    …pero dónde están los cursos que realmente me puedan ayudar a realizar un cambio metodológico dentro de mi aula para la introducción de ODEs de una manera muy distinta a la tradicional de enchufar a un alumno a un ordenador y que sea mero consumista de ese ODE o ese OA…
    Por qué la administración no se rodea de ese profesorado con experiencia, que lo hay y mucha dentro de la pública, y entre todos asumen como debe ser ese introduccíon tecnológica? Pero creo que ese ya es otro tema que daría mucho que hablar, amén de como se eligen esos Asesores Educativos que muchas veces resulta vergonzoso…así nos luce el pelo…

  3. eraser Juan José Calderón Amad says

    power pointes, MOOC y letrinas … que buena está er ministerio las mafias chinas !!! … bibah er mal, bibah er capital , bibah la #educacion inguinal!!! …

  4. Patricio F Bustos says

    Las TICs deben ser usadas mayormente por los estudiantes, no los profesores. Es importante que los lineamientos especifiquen que son los chicos los productores de conocimiento, las TICs son una herramienta que puedan publicarlo en este futuro postmodernista.
    Los chicos ahora necesitan nuevas destrezas tecnológicas, no cosas tan sencillas como hacer presentaciones de power point tradicionales o archivos de word, sino poder editar audio, vídeo y demás contenido multimedia y poder compartirlo de forma adecuada.

  5. eraser Juan José Calderón Amad says

    ergios, pilas y reóstatos , TIC qui TIC … bibah er mal, bibah er capital, bibah la fuerza educadora mundial !!!! .. salúos y salú desde Zeviya CalYFlato IndePendiente

Trackbacks

Deja un comentario