Atrapado en el tiempo: del BASIC a la creación de apps

lenguaje_basicCreo que el sistema educativo gira alrededor de un bucle temporal. Algo que hace que los planteamientos para la supuesta mejora educativa y de habilidades neurocognitivas de nuestros alumnos pasen por los mismos métodos que algunos docentes inmisericordes utilizaron con nosotros. Un bucle que retrotrae, en muchos casos, a décadas atrás. Supuestos adelantos e innovaciones educativas que lo único que hacen es cambiar el envoltorio para vendernos el mismo caramelo que nos vendieron hace muchos años.

El caso de las apps educativas es uno de los casos más curiosos. Es trabajar en el aula con mis alumnos y ponerme a recordar el momento, en séptimo u octavo de EGB, en el que me pusieron delante de un ordenador para teclear órdenes en un lenguaje informático que no conocía. Programar en BASIC. Ser capaz después del FOR, GO TO, IF…THEN, etc. de conseguir que en la pantalla nos pidiera dos números para darnos el valor numérico del resultado. En esos años inciertos de modernidad TIC basada en programar algo sencillo copiado de un manual muchos empezamos a engancharnos a esto de la informática educativa. Bueno, gracias al BASIC y a los juegos que corrían en mi Spectrum.

Es pensar en esos momentos y analizar, muchos años después, la realidad pedagógica que subyacía detrás de ese boom de la programación. Un boom que no consiguió mejores alumnos, ni más capaces, ni más desarrollados cognitivamente. Unas horas de teclear órdenes que ayudaban a romper la monotonía habitual del aprendizaje más literario (o sea, escuchar a alguien dictando del libro de texto). Unas horas donde se hacía algo diferente que, supuestamente, tenía unas connotaciones educativas que nunca se consiguieron canalizar.

Al cabo de unos años la moda mutó. Empezaron a aparecer las carreras universitarias de informática y los juegos de rol. Ello sin contar con el manga (que no sé si tiene mucho que ver pero queda bien para el desarrollo literario del artículo). Algo que alejó la programación de los centros educativos. Un experimento que se enterró en la mayoría de centros. Centros que reconvirtieron sus aulas de informática en equipamiento destinado a ser usado como procesador de texto. Era la época antes de que hubiera internet. Sí, ha habido una época antes de que los centros educativos tuviéramos conexión a internet. Cuántos años a cuestas. Cuántos recuerdos.

Ahora vuelve. Vuelve la programación en forma de apps. El boom de la necesidad de obtener alumnos que sepan programar para satisfacer unas supuestas necesidades. Para potenciar una supuesta mejoría neurocognitiva de los mismos. Para potenciar habilidades que, de otra manera, no pueden salir a la luz. El mismo discurso del BASIC. Un discurso que ahora dispone de internet. Un discurso que es mucho más fácil de distribuir mediante las diferentes redes de comunicación. Algo que vuelve a potenciarse como otrora se hizo con aquellos lenguajes de programación que sólo recordamos los que ya tenemos unos años. BASIC, COBOL, Fortran, etc. Qué cantidad de lenguajes de programación. Incluso había el lenguaje máquina. Máquina antediluviana siguiendo el concepto de los chavales actuales ejecutada en ordenadores de velocidad seiscientos si los comparamos con los actuales. Se repite la historia. El sistema educativo recupera los clásicos.

Mis alumnos este curso han programado apps y, reflexionando sobre ello, me doy cuenta de que la historia educativa es algo demasiado repetido. No hay innovación ni cambios de paradigma, hay una sensación de déjà vu que da mucho miedo.

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
Jordi Martí

Docente desconcertado que intenta encontrar su lugar en un mundo que no entiende. O que prefiere no entender.

4 Comments

Deja un comentario

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
close-link