De LMS populares y rigidez metodológica

Me entero vía Stephen Downes de la existencia de un estudio elaborado por Capterra sobre las veinte soluciones de LMS (Learning Management System) más populares. No me sorprende demasiado que sea Moodle el que ocupa la primera posición. Un entorno virtual de aprendizaje que, a pesar de su elevada rigidez (por muchos módulos que se hayan implementado o variedad de temas que se están distribuyendo para modificar su aspecto visual), sigue siendo el favorito por el mundo académico.

The Top 20 Most Popular LMS Software Solutions

 No estamos demasiado acertados en nuestras elecciones. Siempre son los entornos que más se asemejan a la metodología que hay detrás de los libros de texto los que más distribución tienen. Los más usados y, a su vez, los más aceptados por parte de la comunidad educativa. No hay cambio metodológico ni interés en que lo haya. Hay sólo cambio de herramientas de aprendizaje.

Quizás alguien podría llegar a plantearse la aparición de Edmodo en el segundo puesto de la clasificación como un soplo de aire fresco. Un entorno de aprendizaje más colaborativo, con más dinamismo y, con una gran facilidad de establecer el intercambio entre los diferentes actores del mundo educativo (alumnos, docentes y padres). El único problema del mismo es que adolece de lo mismo que le sobra a Moodle. De la posibilidad de usarlo, más allá de herramienta de contacto, como herramienta para colgar contenidos. Sí que permite el envío de actividades, enlaces y contenidos en diferentes formatos pero, todo ello de forma demasiado poco inteligible para un usuario (el alumno). Una herramienta que, a pesar de disponer de todas las ventajas de una herramienta parecida en muchos aspectos a su muro de Facebook de uso habitual, tiene demasiados inconvenientes para ser usado como herramienta de distribución de contenidos.

A corto y medio plazo la situación no presenta visos de cambio. Lo único que sí que está quedando claro es que las herramientas gratuitas (o con versiones que lo son) están, por necesidades del guión, desplazando a las de pago por licencia.

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
Jordi Martí

Docente desconcertado que intenta encontrar su lugar en un mundo que no entiende. O que prefiere no entender.

6 Comments
  1. Te adoro Xarxatic, didáctico y certero hasta la médula. Gracias por compartir, abrazos y mucha salud y lanita para el 2013.

  2. Coincido plenamente contigo, Jordi. El verdadero problema es que nos cansamos de hablar de introducir en el aula nuevas metodologías o, cuando menos, algunos elementos innovadores, basados en aprendizaje informal y aprendizaje en red, sin darnos cuenta de que ello implica necesariamente un cambio radical en la propia plataforma de apoyo a la docencia, que necesariamente debe estar basada en tecnología de red social, para llevar las relaciones y el trabajo en grupo a su máxima expresión, y para que el alumno puede jugar un papel mucho más importante, casi de protagonista. Moodle, desde luego, no es una red social y Edmodo, aunque lo parece (el uso de un muro contribuye a ello), tampoco lo es desde el punto de vista del alumno.

    Se trata de cambiar de paradigma, dejar atrás los LMS y empezar a usar plataformas SLE (Social Learning Environment). Os recomiendo echar un vistazo y probar http://www.socialwire.es

    Un abrazo

  3. Hola a todos!
    Cierto es que Edmodo presenta muchas limitaciones desde el punto de vista del alumnado, no pueden realizar publicaciones en el muro a no ser que lo haga antes el profesor, no pueden enviar mensajes privados y no pueden crear sus propios grupos. Sin embargo, en http://www.redAlumnos.com el estudiantes sí que disfruta de todas esas funciones, lo que lo acerca más a un Social Learning Environment.
    Os invito a probrarlo, es gratuito.
    Un saludo!

Deja un comentario

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
close-link