De utopías y realidades educativas

Cada vez tengo más claro que los movimientos educativos (de pequeños grupos) que sueñan una Educación mejor son tan sólo un mecanismo de autodefensa que expresan (¿expresamos?) algunos docentes y padres para albergar esperanzas en que la situación cambie, y en que los modelos actuales de enseñanza, se adapten a la realidad de nuestra sociedad tendiendo hacia un «sistema educativo ideal» que beneficie a los alumnos (en su presente y futuro).

Tampoco me gustaría olvidar de mencionar aquellos eventos educativos donde se reúnen decenas de docentes para hablar sobre Educación. Son personas extraordinarias, que corren con todos los gastos de los mismos, pero cuya repercusión en el sistema (excepto en las aulas donde los alumnos tengan la suerte de tenerlos como docentes) es insignificante. Hemos de reconocer, que la realidad indica que las únicas asistencias masivas de docentes son en aquellos «congresos oficiales» donde dan un certificado validando ese número de horas de asistencia. También es posible que, en esta «oficialización» del congreso, donde se da autobombo la Administración de turno, tengamos la suerte de conocer iniciativas y/o compañeros magníficos con los cuales largarnos a tomar algo para hablar de cosas interesantes y, olvidarnos de las aburridas sesiones «institucionales».

Soñar es gratis, pero «los sueños, sueños son» y, cada día que pasa nos encontramos con realidades que dificultan y/o imposibilitan cualquier iniciativa. Por tanto, hasta que ese grupo minúsculo (en comparación con el número total de docentes y padres -sin olvidarnos de los alumnos-) deje de serlo o empiece a conseguir «poder» sin llegar a corromperse en la Administración Educativa, esas iniciativas serán una «buena terapia de grupo» pero poco más.

Tenemos herramientas y recursos (técnicos y humanos) para tener la mejor Educación del mundo, pero no se como se lo hacen las Administraciones para que esas potencialidades que existen a día de hoy en nuestro sistema educativo, se queden, cuando se trasladan al aula, en nada.

Poseemos uno de los ratios más bajos de Europa (en global), un equipamiento tecnológico en muchas aulas extraordinario (con el pero de la «conectividad»), buenas instalaciones (excepto algunos barracones -que son los que salen en la prensa-), unos docentes magníficos, unos alumnos que necesitan aprender, etc. Por tanto, ¿qué falla? La respuesta está clara: la política educativa.

Por tanto, soñar es gratis y necesario, pero a veces tenemos que bajar a ras de suelo y encontrarnos con la realidad que desde los púlpitos políticos y despachos de las multinacionales nos imponen en nuestro día a día.

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
Jordi Martí

Docente desconcertado que intenta encontrar su lugar en un mundo que no entiende. O que prefiere no entender.

4 Comments
  1. Hola Jordi,
    a estas alturas no sé si es más deprimente el fracaso de los que lo intentan o la desidia del resto.
    Mi hija de once años, empieza el próximo curso en el instituto del pueblo. Dejará atrás una escuela de esas pequeñas que pueden permitirse aulas de veinte alumnos y uno de los profesores más maravillosos que he conocido, Dimas Fàbregas. Uno de los buenos, entusiasta, alegre e implicado; un excelente motivador. Ya le he avisado a mi hija que lo aproveche, que encontrará pocos así.
    En este instituto los proyectores han pasado a formar parte de la decoración de algunas aulas y dicen los padres que el año pasado sí que hicieron algo con el Moodel. No vayamos a criticar la escuela y nos olvidemos de la desidia de los padres.
    Vosotros lucháis contra el poder, corrupto por naturaleza. Es evidente que es una ardua lucha, pero no podéis abandonar, ni cambiar de actitud. Pero mi lucha es también muy difícil.
    Lo único que podemos hacer es no decaer, yo seguiré desarrollando soluciones con mis manos de informática y vosotros con vuestra postura.
    Yo os aplaudo. No esperaba encontrar profesores tan inquietos por el twitter y con blogs, estoy animada gracias a vosotros.

Deja un comentario

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
close-link