La mejora profesional de un docente pasa por… abandonar el aula

En el día de ayer recibí otro mail, de esos que cada cierto tiempo llegan a mi buzón de correo, ofreciéndome la posibilidad de gestionar la implantación de las TIC en un conglomerado empresarial que tiene varios centros educativos en nuestro territorio. No, no es la primera vez que me ofrecen la posibilidad de asumir un proyecto educativo ni, espero, sea la última. Eso sí, al igual que en los casos anteriores y, muy condicionado por motivos personales, tuve que rehusar amablemente la oferta. Y ello me lleva a pensar acerca de la mejora profesional que, como docente, puedo aspirar en un futuro. Una mejora profesional que, sí o sí, pasa por abandonar el aula.

Fuente: https://www.entrepreneur.com

Si uno es docente, su única mejora profesional, más allá de ir pasando años y sumando trienios y sexenios de incremento salarial risible, es ejercer la jefatura de su Departamento. Una jefatura que, por unas decenas de euros mensuales más y, por lo visto con el beneficio penitenciario que supone dar dos o tres horas menos de clase, según Comunidad, es la promoción más inmediata. Bueno, también uno tiene la posibilidad de ponerse en un cargo unipersonal (dirección, jefatura de estudios, secretaria, etc.) hasta, curiosamente, llegar a ver reducido su horario lectivo (con alumnos) a la mitad. Ya veis… ascender o subir en el escalafón profesional obliga a dejar de dar clase. Y ya cuando hablamos de la única promoción dentro del cuerpo que tenemos los docentes que es el acceso a Inspección, con abandono total de las tareas docentes, imaginaros el panorama.

Que la única mejora profesional de uno sea abandonar su trabajo tiene mucho de perverso. Cuando un docente se va del aula, siempre lo hace para mejorar profesionalmente. Ya, lo sé, después podemos criticar más o menos qué hace fuera de ella pero, seamos claros, siempre es alguien que opta por mejorar sus condiciones laborales, sea bien a nivel económico o a flexibilizar sus horarios. Irse del aula no es trabajar menos; sí que es abandonar completamente la profesión por la que se optó. Y eso es, por desgracia para el propio sistema educativo, un grave problema porque, en ese abandono pueden irse del aula buenos profesionales.

¿Soy el único docente al que le preocupa lo anterior? ¿Soy el único que cree que debería haber una alternativa para mejorar profesionalmente que no consistiera en el abandono del aula? ¿Realmente la administración no se plantea ofrecer la posibilidad de establecer una promoción interna que, mejorando las condiciones laborales de los docentes, hiciera atractivo no abandonar el aula? Porque, seamos sinceros, si uno tiene ganas de promocionarse laboralmente… dando clase no lo tiene fácil. No, no me vale el apelar a la vocación y a soportar unas condiciones laborales cada vez peores. El personal, y más si tiene dos dedos de frente, al igual que en cualquier profesión, busca tener las mejores condiciones laborales a todos los niveles. Algo que es imposible hacer en docencia salvo que uno deje esa parte de su profesión y se reconvierta en otra cosa. Algo totalmente diabólico y perverso pero que, no es culpa de los docentes que lo hacen y sí de la imposibilidad, falta de ganas o, simplemente planes bien diseñados que convierten la promoción en el abandono automático del aula.

No me hagáis mucho caso que, seguro que soy el único que piensa lo de las líneas anteriores pero… es que a veces me da por pensar en el tema. Sobre éste y sobre muchos otros relacionados con mi profesión.

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
Jordi Martí

Docente desconcertado que intenta encontrar su lugar en un mundo que no entiende. O que prefiere no entender.

14 Comments
    1. Las conclusiones son claras. Mejores condiciones laborales, lamentablemente, llevan asociado un distanciamiento del aula. Bueno, a excepción del tiempo de asueto que, al irte del aula, se reduce 🙂

  1. Comparto tu visión, la mejora docente debe pasar por otros factores:sueldo, horas, elección de proyectos, poder de decisión etc sin que afecte al dar clase.No hay carrera profesional y una vez se obtiene la ansiada plaza, el profesor se puede acomodar o quemar sin que el sistema haga nada

    1. El problema, más que acomodarse o quemarse, es como bien dices, la inexistencia de una carrera profesional en condiciones que premie el continuar en el aula. Lamentablemente, no se sabe por qué motivo, nadie tiene ganas de diseñar lo anterior y todas las «promociones» profesionales siempre llevan asociada la reducción de parte del horario lectivo con chavales. Supongo que es querer revertir lo anterior pero, visto lo visto, no creo que ninguna administración tenga ganas de hacer nada con este tema. Y por ello, al final, sólo te queda apelar a la antigüedad para elegir determinados grupos o conformarte, si no quieres salir del aula, con un par de cafés mensuales al acceder a la jefatura de Departamento.

      Mucho por hacer…

  2. Hola, no eres el único que le da por pensar lo mismo. Este sistema está mal planificado desde arriba, no ofrece nada a aquellos docentes que quieren renovarse, actualizarse con una metodología adaptada a los alumnos que vienen. Te lo sacas de tu bolsillo, de sacrificio personal en tiempo mientras ves como, cada vez mas, ascienden a direcciones de centros y departamentos no los más capaces si no los que mas regalan los oídos de la administración.

    1. No creo tampoco que sea generalizable la «maldad» de quienes acceden a directivas ni a jefaturas de Departamento. Hay de todo y, sinceramente por experiencia en cargos unipersonales, te digo que, en cuanto a tiempo, es mucho más el que se dedica a los mismos que dando clase. Está bien recordar que, a diferencia de un julio disponible de la administración, el equipo directivo está todo julio de forma obligatoria en los centros educativos. Y eso, a veces, es algo que se obvia.

      Creo que la crítica no es en este post hacia el compañero que reduce o elimina su horario lectivo con alumnos, y sí a la administración que no establece una carrera profesional en condiciones que haga, más atractivo el dar clase que el largarte del aula.

      Un saludo y gracias por pasarte por aquí.

  3. Si llegas a jefe de departamento​ es lo unico que te queda a corto plazo, o proyectos educativos o, por que no, dar cursos a los demas profes en el crfp o el que le toque a cada uno, por lo demas debería existir un algo que haga que los docentes peleen mas y seamos menos borregos, algo de sangre bien entendida como ganas,

    es necesaria para ayer

    1. Todos los cambios, a nivel de gestión del profesorado y establecimiento de una carrera profesional en condiciones, eran necesarios para ayer pero, eso no excluye que sean buenos para hoy o mañana.

      Un saludo.

  4. Apreciat Jordi Martí.
    Segueixo el teu bloc i estic d’acord en molts de les crítiques als temes que planteges.
    Absolutament d’acord en aquest últim.
    A mi m’han tractat, de vegades, com si fos una delinqüent, solament pr ser interina.
    Ahir estava a un sopar de retvella i com cada any coincideixo amb familiars mestres que treballen a la privada a Barcelona. I confirmo, no m’extranya de cap manera que l’ensenyament concertat tingui molt més bona salut, que el nostre pobre ensenyament públic. Anem abocats a la misèria.
    Isabella Guitart

    1. No crec Isabella que les condicions laborals del professorat de la concertada siguin per tirar cohets. Menys encara a nivell de pressions que, malauradament sé que reben per part de molts dels propietaris d’aquells centres educatius per treballar més hores de les del contracte, formar-se amb el seu sou i, fins i tot, renunciar a la seva professionalitat veient-se obligats a treballar d’una determinada manera que dóna resultats molt qüestionables. Aixó sí, l’anterior no obsta a que, en la pública s’hagi de començar a tractar bé al personal que hi treballem (funcionaris amb definitiva, provisionals, interins i substituts… a més de tots els educadors i altre PAS), establint una carrera professional en condicions i millorant les possibilitats de promoció de tothom. Queda molt per fer però jo prefereixo creure (ja, utòpic) que en algun moment algú es plantejarà l’anterior.

      Moltes gràcies per comentar i ànims. No ets cap delinqüent, ets una companya més i, si algú no ho entèn, és que té un problema.

  5. En Madrid puedes hacerte bilingüe. Eso se considera mejora en nuestra comunidad. Pasas a dar clase a alumnos menos complicados, los alumnos con peor expediente no estudian en Ies bilingües, te pagan un plus por impartir docencia en otra lengua, los padres de tus alumnos creen que eso te hace mejor docente…lo de si este programa es sensato, bueno para mejorar la calidad, etc lo dejamos para otros mundos. Lamentable oferta que está dejando de ser una mejora y se ha convertido en la llave para seguir dando la clase. Somos así de magníficos en esta tierra.

Deja un comentario

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
close-link