No es por los alumnos, es por la pasta

Me sorprende la hipocresía que destila gran parte de la mediatización y los, curiosamente, mediatizados «expertos» educativos. Más aún al ver y ser fácilmente contrastable los verdaderos intereses de muchos de ellos. Unos intereses muy alejados del alumno y directamente relacionados con la cuestión económica. No me preocupa que algunos digan que hacen dinero vendiendo innovaciones, proponiendo metodologías educativas e, incluso, asesorando o impartiendo ponencias anunciándose desde sus propios blogs. Lo que me preocupa es que digan que lo hacen por los alumnos y escondan el interés económico de ello bajo una tupida alfombra. Uno crea una empresa para vender, pongamos por ejemplo Flipped Classroom y, ahora resulta que lo hace por el interés del procomún. Seguro que el curso que ha elaborado para el INTEF, dentro del programa de formación docente, lo ha hecho sin ánimo de lucro y que sus ponencias, realizadas por los administradores de dicha empresa y sus satélites, se hacen pensando exclusivamente en los chavales. Además, estoy convencido de que los docentes que juegan a vender esa metodología revierten todo el dinero recibido en la mejora educativa de sus centros.

Fuente: Facebook

Pero no es sólo el tema de quienes, montando empresas, se quieren sacar unos eurillos. También existen esos centros educativos que mediatizan, pongamos por ejemplo las inteligencias múltiples, para conseguir más «clientes» en sus chiringuitos y así, poder sacarse una pasta con las cuotas que van a pagar los padres que quieren escolarizarlos ahí. Sí, me estoy refiriendo por ejemplo a colegios muy conocidos como el de «sor innovación». No hay sarao innovador en el que no se la mencione y, como todos sabemos, a más publicidad más venta del producto, ergo más beneficios. Una cosilla, lo anterior no sucede sólo en centros privados. Ahora, en algunas Comunidades autónomas, se está empezando a dotar de poder al director de los centros públicos para contratar directamente a sus «amiguetes» aleccionados por los «embajadores» de determinadas organizaciones empresariales escondidas tras proyectos innovadores. Tener la posibilidad de trabajar en esos centros también es dinero para muchas familias. Más aún si el dinero con el que les pagas el sueldo sale de los impuestos de todos.

Y ya, cuando entramos a nivel de personas que ofrecen servicios o venden libros mediante estrategias de marketing dignas de los mejores visitadores médicos, empiezas a vislumbrar qué se esconde tras muchas cosas. Bueno, hace tiempo que algunos dejamos de vislumbrarlo porque, sinceramente, la defensa a ultranza que hacen algunos de determinados programas de la televisión o premios, justificándolos con lo bueno que es que se hable de educación, ya chirría. Más aún cuando ves que ninguno de los que, posteriormente han hecho negocio gracias a ello e, incluso, se han largado del aula, se preocupan de revertir ese dinero que se han sacado en los alumnos que les permitieron llegar donde están. Es la pasta y punto. No hay vuelta de hoja.

Podría poner cientos de ejemplos de blogs de docentes en los que se venden servicios (ejemplo 1, ejemplo 2, etc.) y, cómo no, muchos autores de libros que venden soluciones a todos los problemas educativos (sí, Marina es uno de ellos) e incluso crean Universidades de Padres para que uno aprenda a serlo. Cada vez hay más con ganas de repartirse un pastel que, hasta ahora, sólo se repartían determinadas multinacionales. El dinero, en un contexto capitalista, es lo que manda. No es malo pero cuando, por desgracia, observamos que el único objetivo de algunos es defender esos ingresos económicos que se sacan con lo anterior, pervirtiendo completamente el objetivo final de la función educativa, para hacer que eso que venden se priorice por encima del alumnado es que tenemos un problema muy serio. Bueno, cómo no vamos a tenerlo si incluso, en el día de ayer y avalado por el Ministerio de Educación, algunos docentes se atrevieron a hablar de lo imprescindible que era usar una herramienta educativa porque les pagaban para ello cuando, a los mismos docentes les había escuchado hace poco decir que jamás debería hablarse de herramientas porque era un debate estéril para el cambio educativo. Lo que hace la pasta.

No es malo, vuelvo a repetirlo, que uno se saque dinero con lo que sabe hacer o vendiendo determinados productos. Lo malo es cuando el objetivo básico de alguien es sacarse pasta al margen de las necesidades educativas llegando, hasta el punto de pervertir los intereses que subyacen tras la mejora educativa. Uno no es mejor o peor docente por vender o venderse. Sí por no decirlo y vender todo lo que está haciendo como maravilloso cuando, el objetivo final, en demasiadas ocasiones, es totalmente pecuniario.

El redactado anterior tiene muchos matices. Eso sí, las casualidades y causalidades, a veces, son demasiado evidentes 🙂
EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
Jordi Martí

Docente desconcertado que intenta encontrar su lugar en un mundo que no entiende. O que prefiere no entender.

7 Comments
  1. Totalmente de acuerdo! Pero yo haría una corrección. Si creas una empresa para vender algo, el objetivo está claro, te quieres ganar la vida. Se ve. Pero los que hacen lo mismo a través de una FUNDACIÓN o de una ASOCIACIÓN, quieren dar una imagen de buenismo, altruismo y NO-LUCRO que no se corresponde con la realidad, hay lucro y engaño.

    El mecanismo es sencillo, presentas el proyecto como Fundación, estableces convenios con diputaciones, ayuntamientos, etc. luego contratas a una empresa (a tu empresa) que se lleva la mayor parte de las subvenciones y poniendo un poco más de jeta, pones un anuncio buscando voluntarios, becarios o estudiantes en prácticas.

    Hay un mercado de caza-subvenciones, convenios, etc. que pervierten lo que debería ser una Entidad Sin Ànimo de Lucro, pero parece importar poco.

    1. Tienes razón Xavier. Cuando una multinacional como Telefónica o La Caixa se dedica a subvencionar determinadas fundaciones para que «mejoren el sistema educativo» siempre hay trampa. Al final, lo de siempre, unos quieren vender unas preferentes y otras su equipamiento o servicios porque, resulta curioso que todas las «innovaciones» que venden y difunden están supeditadas a elementos que ellos poseen en su empresa matriz.

      Gracias por aportar ese detalle acerca de las fundaciones que, últimamente, están desembarcando con fuerza en el contexto educativo.

  2. Buenas tardes,
    sólo unas líneas para aclarar que los participantes invitados al evento en directo de INTEF del jueves 12/01/2017 denominado «Soy embajador de Symbaloo y te puedo ayudar» no han cobrado por ello, ni tampoco cobran por ello ninguno de los participantes invitados a ninguno de los eventos que se anuncian en Aprende INTEF En Directo, sino que acuden de forma totalmente voluntaria y altruista. Incluso en algunas de las actividades en directo, como es el caso de los maratones web, la convocatoria a las mismas es totalmente abierta, se anuncia debidamente, y cualquier docente que lo desee, puede inscribirse y colaborar, sin pago alguno por parte de INTEF.

    Por otro lado, me gustaría también aclarar para que no genere ningún tipo de duda, que el evento de referencia es parte de las actividades del Convenio MECD-SymbalooEdu para la Personalización del Aprendizaje Basado en Tecnología, y se trata de un Convenio No Económico, es decir, que al MECD no le cuesta dinero alguno en modo alguno.

    En el Área de Formación en Red y Redes Sociales de INTEF estaremos encantados de proporcionar toda la información que necesite, para aclarar cualquier malentendido, duda, sugerencia, etc, en cualquier momento que lo considere oportuno, incluso previa a la confección de cualquier entrada en la que desee mencionarnos, si la requiere.

    Muchas gracias por la difusión de nuestras acciones formativas.

    Atentamente,
    Mª Jesús García San Martín
    Jefe del Área de Formación en Red, Experimentación y Redes Sociales
    INTEF – Ministerio de Educación, Cultura y Deporte

    1. Me parece la forma adecuada de responder a un artículo de opinión, con respeto y aclarando ideas y conceptos. Felicidades Mª Jesús.

    2. Hola Mª Jesús, en primer lugar muchas gracias por el comentario pero, lamento informarte que lo que comentas o explicas en el mismo no es del todo cierto. Cuando se habla de ganar, no es sólo a nivel monetario. Gracias a este convenio Symbaloo ha conseguido publicidad gratuita en páginas institucionales (que pagamos todos), inclusión de la herramienta en la mayoría de cursos de formación del INTEF y, cómo no, apoyo de la administración para difundir la herramienta en las redes sociales (mediante las cuentas, por ejemplo en Twitter que, por cierto, están gestionadas por funcionarios o trabajadores cuyo sueldo corre a cargo del erario público). Sí es negocio para Symbaloo. Muchísimo más negocio que ceder un producto, temporalmente de forma gratuita, para enganchar a los docentes y después dejar de ofrecerlo. O, como he dicho antes, por la publicidad que con recursos públicos se está haciendo de la misma.

      Vuelvo a repetirte que te agradezco de corazón que te hayas pasado por aquí y sé que tu obligación, como jefa del área de formación del iNTEF, es la de intentar «disimular» (sí, quizás no sea la palabra correcta) determinadas cosas que están sucediendo en esa organización pero, por desgracia, en este caso, al igual que en muchos otros -me acuerdo de cuando anunciaban desde páginas del MECD determinadas multinacionales, como por ejemplo El Corte Inglés- la administración está destinando recursos públicos para favorecer intereses privados. Y eso es un problema que, más allá de la ética, entra en contradicción con lo que debería ser un servicio público.

      Un saludo.

    1. Hay un gran pastel y, es normal que los (…) que ahora pululan libremente por esta sociedad cuyo único interés es el económico asomen sus hocicos para conseguir llevarse parte del mismo. Lamentablemente, Mario, como bien dices… una desgracia 🙁

Deja un comentario

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
close-link