Proyectos profesionales para el 2018

En lugar de hacer, como hago habitualmente, un resumen a nivel profesional del año que termina, voy a cambiar de tercio y a informaros de algunos proyectos que ya tengo cerrados para este 2018 que en breve empieza. Lo sé, para los docentes los años empiezan en septiembre y acaban en julio pero, por ser el único colectivo en el que pasa eso, he creído que sería mejor exponer los proyectos a año real y no laboral. Además, ahora ya no hay problema en hacerlo porque, por lo visto, en el centro educativo en el que estoy trabajando van a tener que soportarme muchísimos años. Incluso que deba irme puntualmente del mismo, por decisión propia, siempre van a permitirme que vuelva ahí 🙂

Fuente: ShutterStock

Dejémonos de ir por las ramas y vayamos a ello. Sí, este año voy a participar en muchos proyectos interesantes y, lamentablemente para los que me seguís habitualmente, tocará romper un poco mi ética y coherencia. Ya está bien de ser coherente y, más aún no querer participar en el negocio educativo. No creo que haga daño a nadie haciendo cosas que, aunque vayan contra mis principios, me van a permitir aumentar los ingresos a final de año y poder permitirme algunas cosas que, con un poder adquisitivo cada vez más bajo, están fuera del alcance de la mayoría de docentes. Y más de aquellos que tenemos familia o gustos caros. Bueno, no los tenemos porque no tenemos dinero pero quizás ya empieza a ser hora de revertir el asunto.

Voy a colaborar en la redacción de libros de texto de una editorial muy conocida. Se pusieron en contacto conmigo hace meses y, después del no inicial, me lo he ido pensando. Si en la mayoría de aulas se usan libros de texto, son subvencionados por las administraciones y, en definitiva, es una herramienta habitual por qué negarme a participar en su redacción. Además, si no lo hago yo quién va a hacerlo. Prefiero que haya libros de calidad que esos copia y pega que se encuentran habitualmente en los libros de texto de mi asignatura. Sí, van a ser los cuadernos de Tecnología para la ESO. Unos libros planteados para cumplir los estándares de aprendizaje y que, a su vez, van a permitir a los docentes dedicarse a dar clase porque van a venir con toda la programación para los cuatro cursos de la ESO. Voy a colaborar en la versión nacional y, en las autonómicas de Cataluña y Valencia. A ver si os gusta. Eso sí, os garantizo que va a haber multitud de proyectos de robótica, impresión 3D y todo lo más innovador que se puede hacer en el aula.

Muy relacionado con lo anterior, me han ofrecido ser el docente que represente un determinado producto tecnológico para ser usado en el aula. Una empresa de robótica, que tiene ganas de introducirse en el mercado educativo, me ha pedido que les ayude (cobrando, claro está) a difundir sus productos, participar en charlas y, dar formación sobre el uso de ese equipamiento. He aceptado, pero dar clase a jornada completa y poder hacer lo anterior no cuadraba bien. Y yo siempre he dicho que priorizaría mis horas de clase frente a cualquier otra cosa porque mis alumnos siempre han sido lo importante. Es por ello que me veo obligado a abandonar, a partir de este junio las aulas por un período, espero que bastante corto. Voy a trabajar en un proyecto de innovación educativa que ha montado mi Conselleria después de algunas reuniones con ellos. Me dejarán hacer y creo que es un buen proyecto. Poder gestionar la manera de introducción de la tecnología en las aulas de la Comunidad Valenciana creo que es un proyecto muy enriquecedor. Siempre he dicho que no es malo abandonar el aula para llevar a cabo proyectos interesantes. Éste me permite llevar a cabo algunas ideas que llevo tiempo plasmando en el blog. Me apetece.

Dentro de los proyectos, también tengo pendiente para este curso que acaba y que, como os he dicho va a ser el último hasta dentro de un par de años (el tiempo inicial que he aceptado involucrarme en otro), el diseñar un proyecto para la Unión Europea que va a permitir, siempre y cuando ganemos, obtener ingresos extra para poder comprar material. Ya lo he hecho con los beneficios de mi libro, ¿por qué no hacerlo mediante la participación en concursos? El currículum no vale y qué mejor que imponer un modelo exclusivamente de trabajo en proyectos para que los alumnos puedan estar contentos de participar en premios educativos. No olvidemos que, a día de hoy, hay cientos de premios en los que poder participar. Seguro que muchos, al igual que se amoldan a mi asignatura y alumnos, se pueden amoldar a las vuestras.

Otra cuestión clave es que voy a planificar la creación, edición y publicación de vídeos con todo el material de mi asignatura en un canal que me han ayudado a montar. Sí, debo dar las gracias a uno de los youtubers educativos más mediáticos por haberme ayudado y, a la colaboración inestimable de una determinada Fundación. Tengo claro que he criticado lo anterior en muchas ocasiones pero, al final, uno debe buscar lo mejor para sus alumnos y la mejora de la praxis docente. El formato vídeo es un gran aliado y, más allá de flipped, un modelo mixto entre una buena clase magistral y un vídeo resumen, es un éxito asegurado.

Finalmente comentaros que también tengo en la recámara un curso de formación del INTEF, en formato MOOC, que estoy diseñando con uno de los grandes expertos educativos. No sólo eso, también voy a participar en determinadas jornadas sobre el uso pedagógico de las TIC y, dentro de las mismas, como Google Certified Trainer (sí, lo tenía escondido pero me lo han confirmado en el último curso), voy a desgranar cómo usar las herramientas de Google para facilitar la comunicación con los alumnos/familias, gestionar su aprendizaje y personalizarlo hasta unos extremos nunca vistos.

Lo sé. Seguramente os he sorprendido a más de uno pero, entre informaros de que voy a ser el nuevo Conseller de Educació de Tabàrnia o esto, creo que la decisión estaba clara. Sed buenos.

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
Jordi Martí

Docente desconcertado que intenta encontrar su lugar en un mundo que no entiende. O que prefiere no entender.

10 Comments
  1. Esta va a ser la primera vez que comente alguno de sus entradas pero , en ocasiones, pierdo la prudencia. Vaya si he leido varias opiniones suyas sobre la doble ética de los docentes y me ha ayudado a entender el extra- radio del mundo docente que desconocía. Vivo en provincia de Valencia desde hace 10 años y con mi mayor cursando la Eso, por cierto, un chaval diagnosticado ( » tachado»/ » etiquetado») de tdah, con el que me las he visto y deseado para estudiar la asignatura de tecnología – entre todas las demás , dicho sea de paso-. Así que , por si en la editorial que va a colaborar coincidiera, hacednoslo más fácil 🤝
    El proyecto que nos cuenta, me ha ilusionado hasta a mi porque – aunque soy maestra novata sin salir del cascarón – trabajar por proyectos y encima motivar con » promocionarse» mediante premios educativos es una realidad que no se ha vivido y creo que se le puede sacar mucho partido.
    Ya por último, le veremos en su canal de youtube. Suerte!

  2. muy buena la inocentada, pero muy fácil de detectar tras haber leído educative innoveishon
    muy buena la reflexión del libro
    seguro que con tanto negocio y contactos te conviertes en un gurú de esos que tanto te gustan
    Lo que más me ha gustado del libro es la parte en la que propones la observación de las clases de otros colegas
    Es algo que estoy empezando a hacer y que es enormemente enriquecedor.
    Y que otros colegas vengan a mis clases, más enriquecedor todavía…
    buen 2018!

Deja un comentario

EDUENTERTAINMENT

Cuando la Educación se convierte en espectáculo

En un contexto en el que el espectáculo educativo está a la orden del día, conviene reflexionar acerca de la implicación de este "eduentertainment" en nuestras aulas.
close-link